En exclusiva con FUTBOLMANÍA, el presidente de Guabirá, Rafael Paz, habló el presente futbolístico del plantel azucarero, además de opinar sobre el conflicto federativo con FABOL y los amistosos de la selección nacional.

En días pasados, Rafael Paz, se mostró a favor de la existencia de FABOL, siendo uno de los pocos dirigentes en hablar sobre el ente representante de los jugadores, y trabajando a su vez en su plantel, de los que mejor nivel futbolístico muestra al momento en Bolivia.

«Hicimos el esfuerzo para mantener el equipo ya dos años consecutivos, le ofrecimos el doble de paga a Alejandro Quintana y prefirió irse, por ello se decidió traer a Kevin Mina», contó Rafael Paz, sobre la forma de conformar el plantel que asume los torneos 2021 de la División Profesional y la Copa Sudamericana.

«Hay que respetar los procesos, esto recién comienza, es el equipo que terminó jugando mejor el año pasado y comienza bien. Espero que el humo no se les suba a los jugadores», se mostró entusiasmado y a la vez reflexivo Rafael Paz, confiando en que el momento futbolístico de sus jugadores no sea pasajero.

El camino al éxito no tiene una receta infalible, pero si tiene pasos o formas de trabajar para poder alcanzarlo y Guabirá parece haber encontrado algunas, «El éxito tiene como base apostar a los jóvenes y tener el plantel al día. A veces se falla en la definición, pero esos goles usualmente se hacen en el siguiente partido. Abastoflor no es casualidad, llegó de la Academia Tahuichi y está demostrando lo que puede dar. El copito es muy querido, les habla como corresponde a los jugadores».

El azucarero logró una ventaja interesante en el duelo de ida en la Copa Sudamericana, un 4-1 rotundo sobre Nacional Potosí, y que deja al montereño en buena posición para avanzar de fase, «Guabirá en los últimos años no fue goleado en Potosí. El copito sabe jugar allá. Tras visitar al Aurora el 2 de abril iremos a Sucre a preparar el partido contra Nacional, este 7 de abril».

Sobre el conflicto, Federación Boliviana de Fútbol y FABOL, Rafael Paz se mostró muy reacio a la posición federativa a la hora de manejar el conflicto, «Al presidente de la federación le faltó humildad, se pudo abordar antes este tema. Los jugadores eligen quien los representa».

El presente de Guabirá es más dulce de lo que se esperaba, y su presidente, Rafael Paz, espera que se mantenga así por un buen tiempo más.