11422
unnamed (8).jpg

POR FIN ENTRENARÉ....

Ya pasó un interminable 2020 para el meta cruceño Rubén Cordano, quien tras un interesante Preolímpico sub 23 con la selección nacional, se quedó sin jugar tras no renovar contrato con Blooming, en exclusiva con FUTBOLMANÍA, el ahora arquero de Bolívar, contó lo que espera de este nuevo año.

Cordano entrenó cuando pudo hacerlo a órdenes del conocido preparador de arqueros Nery Quintana, tras no renovar contrato con Blooming (con conflicto incluido), pasó a Always Ready y fue cedido a Bolivar en la campaña 2021.

"Muy feliz y ansioso por entrenar, en 10 meses no lo pude hacer y ya quiero volver, trabajé con los profes Nery Quintana y Landivar, ellos no me dejaron sólo, tenía que estar bien para este año", inicio la entrevista Cordano, ansioso por comenzar a entrenar con la plantilla celeste.

Para coronar un año de pesadilla, Rubén Cordano, pasó por el contagio de Covid 19, gracias a Dios ya está recuperado y sólo piensa en atajar en el celeste, "El 21 de diciembre me agarró el virus, el 4 de enero di negativo a los testeos, no me dio fuerte gracias a Dios. En estos días hicimos las revisiones, ya conozco la cancha de Tembladerani es muy linda y estoy muy emocionado", enfatizó Cordano en su llegada próxima a La Paz.

Un compañero de profesión y también de formación para Cordano es Javier Rojas, meta celeste gran parte del 2020 y quien le competirá la titularidad en este Bolívar 2021, "Nos jugaremos el puesto con Javier Rojas un gran arquero", se mostró elogioso Cordano.

La salida de Cordano de Blooming tuvo muchos problemas, y para el meta formado en el celeste cruceño la directiva debe pensar si se cometen o no errores con el plantel, "Son ellos que debe sentarse y analizarse y ver si cometen algún error", finalizó la entrevista Rubén Cordano.